Cántico Espiritual, “Herida de Amor”

Por Fr. Miguel Márquez

l

Yo no puedo hablar con toda propiedad, salvo de forma tímida y pidiendo prestado a otros su experiencia de oración en el dolor y la herida de amor...

Tres fuentes: la Palabra de Dios, la escucha de otros, las pequeñas heridas acogidas en mi vida...(sentado bajo un árbol acogiendo, sin esquivarlo, el dolor incomprensible... mirándolo de frente)

Un territorio siempre difícil de transitar, lleno de riquezas, el de ir más allá, más adentro en la espesura, sin esconderle la cara.

Lo instintivo es huir de las heridas, y no dejarnos herir.

Veremos que el camino de Jesús es camino de vulnerabilidad, de amar hasta ir más allá del dolor o de la supervivencia personal.

Jesús, hombre vulnerable, capaz de llegar a la raíz dolida de las personas, porque no estaba a salvo, no se escondía de la intemperie, no guardaba su corazón a salvo para no ser herido...

 

 

Me dejaste con gemido habiéndome herido

 

Orar con el Cántico, orar las Heridas, Fr Miguel Márquez by abunadi

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Adónde te escondiste…? Fr. Miguel Márquez (Cántico Espiritual 01)

San Patricio, el trébol y la buena suerte

THÈRÈSE, la película sobre Santa Teresita